Institucionales 25 de Octubre de 2019

Alimentos seguros: la importancia del rol veterinario

La demanda de alimentos a nivel mundial, especialmente de proteínas de origen animal,  está aumentando y sus proyecciones para los próximos años son muy auspiciosas para países como el nuestro cuya matriz exportadora es agroalimentaria.  Los veterinarios se encuentran presentes en toda la cadena de producción; y como agentes sanitarios, tienen la responsabilidad de trabajar en pos de la prevención de las zoonosis  y las enfermedades de transmisión alimentaria (ETA).

Esta gran demanda viene acompañada por mayores exigencias en cuanto a seguridad alimentaria y cuestiones que hacen a la responsabilidad social; es decir, a compromisos medioambientales, de bienestar animal, de residuos y de resistencia antimicrobiana. A ellas, se le suman la responsabilidad que los veterinarios están llamados a cumplir como agentes sanitarios, debido a que las zoonosis son responsables del  60% de las enfermedades infecciosas de los humanos.

Argentina, como país exportador, debe cumplir con los requisitos solicitados por los países de destino; quienes demandan garantías y confianza, lo que se refleja en la inocuidad y la sanidad de los alimentos. En este punto, la inocuidad es un factor definitorio en el comercio internacional; entendida, según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura y la Organización Mundial de la Salud, como la “garantía de que los alimentos no causarán daño al consumidor cuando se preparen y/o consuman de acuerdo con el uso a que se destinan”.

Es aquí donde los profesionales veterinarios son actores fundamentales, ya que se encuentran presentes en toda la cadena de control y trazabilidad alimentaria, siendo responsables de la sanidad animal, e inocuidad de los alimentos. De esta manera, bregan por una sola salud, hecho fundamental en la salud pública tanto de los consumidores nacionales como internacionales. En este sentido, desde el Colegio de Veterinarios de la Provincia de Buenos Aires (CVPBA), resaltan la importancia del asesoramiento profesional veterinario; el cual debe ser realizado bajo una visión general y un enfoque claro para la salud pública.

Con el firme objetivo de trabajar en ésta área y capacitar a los profesionales de la Provincia, el CVPBA llevó a cabo durante el mes de octubre una Jornada dedicada a la Seguridad e Inocuidad Alimentaria, que contó con la participación del Ministro de Agroindustria de la Provincia de Buenos Aires, Leonardo Sarquís; Manuel Otero y Tomás Krotsch del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura; Marisa Caipo, Oficial en Inocuidad y Calidad Alimentaria de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura; Luis Barcos, Representante Regional de la Organización Mundial de Sanidad Animal; Gerardo Leotta, investigador del CONICET; y Nicolás Winter, Coordinador General de la Dirección Nacional de Inocuidad y Calidad Agroalimentaria – SENASA.

Osvaldo Rinaldi, presidente del Colegio de Veterinarios Bonaerense,  expresó que “se continuará trabajando y apostando por el rol fundamental y protagónico del veterinario en estos espacios; y generando redes que permitan continuar jerarquizando la profesión” asimismo agregó que, se “trabajará permanentemente en la capacitación a los colegas en el tema, con el objetivo de brindar más y mejores servicios a la sociedad”.

Otras noticias que pueden interesarte